atrás

David Leitch, nuevo embajador de Carl F. Bucherer.

08 Agosto 2014

Hasta el límite.

Lucerna, agosto de 2014. El famoso director de secuencias de acción, David Leitch, es el nuevo Friend of the Brand de la firma manufacturera suiza Carl F. Bucherer. Con pasión y talento para conseguir sobrecogedoras escenas de películas, el director despierta perspectivas para la vida.

Lograr momentos únicos que impresionan: esta es la motivación que estimula al director David Leitch cada día para alcanzar un rendimiento máximo. Para el embajador de Carl F. Bucherer, aquello que parece ser un obstáculo es en realidad la mejor oportunidad de aprovechar su talento y crear escenas espectaculares.

David Leitch

Con voluntad hasta la meta.
Ya desde temprana edad, David Leitch mostró su pasión por los deportes de lucha. Con gran entusiasmo entrenaba por su cuenta los vigorosos movimientos que conocía de películas y revistas, y al ingresar en la Academia Dan Inosanto, mientras estudiaba en la Universidad de Minnesota, avanzó rápidamente hasta convertirse en uno de los mejores competidores en las diferentes disciplinas.

Pasión por el suspense.
La oportunidad ideal para hacer de su pasión por el suspense su profesión se dio cuando conoció la excitante vida de especialista en efectos especiales, de mano del que después sería su socio, Chad Stahelski. David Leitch pasaría pronto a formar parte de los grandes conocidos en el alucinante mundo del cine de acción, que tanto le ha fascinado hasta hoy. Numerosos rodajes en los que ha doblado a Brad Pitt en «El club de la lucha» o a Matt Damon en «El ultimátum de Bourne», entre otros, le han llevado a destinos de todo el mundo. 

Nuevas dimensiones.
Un paso significativo en su carrera fue el dado en 2006 con la creación de la compañía de diseño y especialización en efectos especiales «87eleven», fundada junto a Chad Stahelski. Gracias a un compromiso inquebrantable y trabajando como coordinador y coreógrafo, consigue escenas de un completo dinamismo que dejan sin respiración. Junto con su equipo, hace realidad sus ideas y da forma a escenas de lucha para éxitos de taquilla como «In Time» o «Lobezno inmortal». Ahora, con su debut como director en la película de suspense y acción «John Wick», David Leitch comienza un nuevo y emocionante capítulo de su exitosa carrera en la fábrica de los sueños.

Fuerza y pasión.
El verdadero entusiasmo y la inquebrantable voluntad de crear nuevas dimensiones en el diseño de la acción, convierten a David Leitch en un corifeo de su profesión. Por ello, los exclusivos cronómetros de la tradicional firma lucernensa Carl F. Bucherer, representan para él una oportunidad de mostrar con estilo aquello que le impulsa: motivación, innovadores caminos que abrir y fronteras que traspasar.